8 consejos para no arruinarnos con la llegada del bebé

Lorena
Lorena

Cuando vamos a tener un bebé, son muchas las cifras que pueden bailar en nuestra cabeza, puesto que todo el mundo nos dice que nos preparemos para el inmenso gasto al que vamos a hacer frente, ya que como puedes imaginar, existen ciertos productos de primera necesidad para el menor, junto con otros que se deben de tener para que el pequeño pueda sentirse a gusto y protegido en los primeros años de su vida. Por ese motivo, nosotros queremos ayudarte con estos consejos para no arruinarte con la llegada del bebé.

Recomendaciones para ahorrar ante la llegada del recién nacido

Uno de nuestros consejos primordiales es que puedas ahorrar desde el primer momento en el que os enteráis de que vais a ser padres. Lo ideal sería que, antes de buscar al pequeño, pudierais tener unos ahorros para darle la máxima comodidad al pequeño y sobre todo, para que, en caso de haber algún tipo de improviso, ya bien sea una avería en la lavadora o en el frigorífico, o que uno de los dos se queda sin trabajo, se pueda seguir contando con un dinero extra para poder realizar las compras necesarias que el niño necesitará una vez que nazca.

Ahorrar lo máximo

En el caso de que haya sido una auténtica sorpresa y os haya cogido desprevenidos, deberíais de empezar a guardar dinero desde el minuto cero, de esta manera conseguiréis tener un buen colchón financiero para su llegada. En algunos casos, nuestro estilo de vida deberá de cambiar, evitando esos pequeños caprichitos, ya bien sea un móvil nuevo, una escapada o una comida a un restaurante. De igual modo, si en ciertos casos esto no es posible, siempre se puede optar por un préstamo buscando que el dinero se pueda pagar en cómodas cuotas mensuales. (Para más información: Prestamistas.es)

Colecho

El colecho es una de las prácticas más habituales que se suelen realizar, aunque son muchos los padres que se quejan de esa falta de intimidad de tener al bebé en su propia cama o incluso otros comentan que es algo que les provoca mucha inseguridad. La verdad es que desde hace siglos e incluso milenios los bebés han dormido con sus padres en el mismo espacio, algo que mejora el sueño del pequeño, pero también va a facilitar la lactancia materna. Cabe recordar que muchas cunas o minicunas van a durar los primeros meses del pequeño, por lo que son desaconsejables.

Lactancia materna

Además de que se recomienda que a los bebés se les alimente por medio de la leche de la madre al menos hasta los seis meses, es la opción más recomendable si no quieres arruinarte. La lactancia materna cuenta con muchos beneficios para los pequeños, pero también para tú bolsillo, ya que no tendrás que pensar en comprar los biberones, la leche en fórmula, el agua mineral o incluso el tiempo que tardas en hervir la del grifo y con su gasto energético, como también otra serie de elementos que son necesarios en la lactancia por fórmula.

Llevar al bebé en brazos

Uno de los gastos más costosos es el del carrito o cochecito del bebé, el cual te puede salir por bastante dinero si quieres un modelo más completo o que quieres que dure algo más de lo habitual. Uno de los consejos que nos dan los especialistas es usar el babywearing o lo que es lo mismo, llevar al bebé en los brazos. También se puede practicar con bandoleras o pareos que salen mucho más económicos que un carrito y la sensación de tener a tu bebé tan cerca es increíble.

Ropa de bebé

Hay auténticas monerías para poner al bebé, pero te recomendamos que evites realizar compras compulsivas, en primer lugar, porque no sabrás hasta el momento del nacimiento si será un recién nacido grande o no y por lo tanto, si has comprado una prenda y le queda chica, no se la podrás poner. De igual modo, los bebés cambian de un día para otro y lo que hoy le estaba bien, mañana es imposible ponérselo, por este motivo, compra lo necesario, y si algunos amigos o familiares te pueden ayudar con estas compras, mejor que mejor.

Pañales de tela

Aunque al principio te parezca un gasto enorme de dinero, cuando te das cuenta que el precio es muy económico porque vas a tenerlos toda la etapa que el bebé los necesites, es increíble lo que puedes llegar a ahorrar. Los pañales es uno de los productos que más se van a necesitar y precisamente no son baratos, contando que cuando nacen pueden llegar a usar al día una media de 8 a 10 pañales, por lo que, todo ahorro es bueno.

Higiene

En la higiene de tu bebé, olvídate de geles y champús que a pesar de ser de grandes marcas, no van a mejorar la hidratación de la piel de tu bebé. Al menos en los primeros meses, podrás usar aceite de almendra en vez de gel de baño, costando mucho más barato y ayudando a que su piel esté bien hidratada y protegida. En el caso de su cabello, puedes usar un poco de agua y ya está, ahorrando bastante dinero. De igual manera, hay bañeras hinchables que vienen muy bien para todas las edades del pequeño y su precio es muy barato.

Juguetes infantiles

Hay que reconocer que en el mercado actual hay infinidad de juguetes para los más pequeños, pero cuando veáis que le va a interesar absolutamente todo lo que le deis puesto que se trata de una experiencia nueva, podréis darle desde un cartón de leche a un par de tuppers que se lo pasará en grande.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *